Categorías
Iluminación

Nuestros cuerpos son capaces de crear vibraciones de diferente índole.

maxresdefaultTambién nuestros cuerpos son capaces de crear vibraciones de diferente índole, las cuales son sutiles, como vibraciones de pensamientos, sentimientos, emociones y etéricas que al salir de nuestros cuerpos pueden ser percibidas y causar ciertos efectos con aquellos seres afines, que son capaces de sentirlos. Estas vibraciones de pensamientos, sentimientos, emociones y etéricas que proyectamos llevan consigo, el sello de nuestro ser, lo que somos va a reflejar en el ambiente que nos rodea y afectará a los seres que sean capaces de sintonizarse con ellas. Si somos avarientos, envidiosos, amorosos, leales, enviaremos avaricia, envidia, amor, lealtad. Tenemos que tener cuidado de lo que existe en nuestro cuerpo emocional de nuestro ser, porque serán enviados y van a afectar en cierto modo a todo lo que nos rodea.

Son estos movimientos los que nos hacen mantener parados porque de lo contrario seríamos como algo sin forma o como un conglomerado de algo sin forma extendiéndose en el suelo. Una piedra es una piedra por sus movimientos internos en sus átomos. Al contrario, sino tuvieran esos movimientos internos, sería un montón de tierra o polvo, no estaría unido como la piedra. Por supuesto, nosotros no nos ponemos a pensar ni analizar lo que está pasando en nuestro cuerpo y alrededor. No le damos importancia a la grandeza de Dios; todo es perfecto, hasta lo más insignificante.

Categorías
Iluminación

El plano etérico vibra a diferentes magnitudes y escalas

el plano etérico

El plano etérico vibra a diferentes magnitudes y escalas

El plano etérico está formado de vibraciones de diferentes magnitudes y escalas, debido a que las almas vibran de una forma u otra, estos requieren y son asignados al nivel de acuerdo a sus vibraciones. La vibración del alma tiene que estar en armonía con el escalón que le pertenece. Debido a estas vibraciones, las almas que están en un escalón, solo pertenecen a ese escalón y no pueden escalar a otro superior, mientras permanecen en el plano espiritual, ya que sabemos que la evolución en este plano es lenta, pero estos seres pueden bajar  a escalones de menor vibración. Si un alma sube a un escalón más elevado, la vibración en sí es más elevado en intensidad y no lo podrá resistir y tendrá que bajar forzosamente al escalón que pertenece; al contrario, uno que está en un escalón superior, puede bajar a uno de menor vibración, pero lo hace porque es más lenta y no afecta su composición espiritual.

Cuando el alma de un escalón superior decide bajar de escalón, lo hace con el fin de ayudar a otras almas a elevarse, son misiones un poco complicadas, ya que corren el riesgo de quedar estancadas o atrapadas, pero lo hacen por el amor que siempre las almas superiores demuestran a las almas en evolución. Obviamente, estas almas superiores pueden bajar a planos más densos a los que ellos pertenecen, entre ellos está el plano físico, material o tierra. El alma se identifica con el plano en que vive, de acuerdo a su vibración. El alma en el plano etérico, hace lo que cree conveniente sin control, es su verdadero hogar y se comporta como tal, de donde está viajando constantemente al plano físico, vive pasajeramente por cierto tiempo, lo cual es una experiencia temporal, al final con la muerte regresa a su plano espiritual, donde ejerce verdaderamente su vida.

El alma no puede perderse porque es inmortal, nada en nuestra existencia puede ser destruido, solo cambia de aspecto, el alma puede desconectarse de Dios, puede desviarse del sendero de luz, su luz puede ser opacada o debilitada, pero aun así su luz es eterna y no puede ser destruida porque el alma es eterna. El único que puede salvarse de la miseria, pobreza, el dolor y sufrimiento es el ser mismo, pero todo esto es una ilusión creada por el hombre, solo tiene que arrepentirse y regresar al Creador cuando tenga comunión con su ser real interno, o sea el reencuentro del ser con su alma a la vez con el espíritu de su Creador.

Actualmente muchas almas (seres) que han logrado cierto grado de armonía, están buscando integrarse con los variados aspectos del alma, gran porcentaje de éstas lo han conseguido y se están manifestando en el plano material como maestros no ascendidos, aunque califican como tales, están sirviendo de ejemplo a seguir para la humanidad. Estos seres o almas antes de venir hicieron una promesa de servir incondicionalmente a la humanidad y hoy están sirviendo por el amor que tienen a éstos, ya que califican para la ascensión, pero están dilatando su estancia en ésta porque tienen que cumplir con su promesa y están decididos a cumplir con la misión de ayudar en el elevamiento espiritual de la humanidad.

Extraído del libro «Conciencia Espiritual»