Categorías
Iluminación

Dios no está interesado a que religión pertenece

Dios no está interesado

Dios no está interesado a que religión pertenece

Nuestro Creador es un Dios de perfección y solo desea esta perfección en su creación. Él es justo, no castiga, prefiere a uno más que otro, tiene celos, tiene ira, es vengativo, más bien es un Padre con gran amor y luz que irradia dicha, alegría, paz, felicidad y armonía. No está interesado en saber a qué religión pertenece, que si crees en Él y en su existencia, eres ateo, lo niegas, le odias o si blasfemas contra Él. Dios sabe que tú eres perfecto y a su imagen y semejanza, sabe que nunca morirás, eres inmortal, de vez en cuando cambias de forma, eres una chispita de luz y vida, eres su manifestación en acción, sabe que tú eres su reflejo, aunque muchas veces un poco opacado o empañado. Tú estuviste por muchas vidas creando con la ayuda de tus vibraciones mentales, cosas maravillosas y muchas no tan maravillosas. Hoy en tu despertar has encontrado tu verdad, consiguiendo enfocarte en tu visión de lo que es el cielo y como consecuencia todos los pensamientos irreales se van desvaneciendo de tu ser, logrando edificar el verdadero cielo en la tierra, en el cual tienes la ayuda de muchos otros seres físicos y divinos.

Estamos en un proceso de despertar, muchos ya lo han hecho a su debido tiempo y circunstancia, poco a poco, más y más seres humanos serán tocados en su corazón en el momento oportuno para instarlos a cumplir con su misión divina de integración total con el plan divino. Cada despertar es dirigido al cumplimiento con su misión, todo está preparado a la perfección, puesto que si hay seres que desfallecen o dan su marcha hacia atrás, otras almas tomarán su lugar, el plan divino tiene que ser completado, nada detendrá el avance del elevamiento de la conciencia espiritual, no podrá haber fracasos, se cumplirá de acuerdo a lo establecido por nuestro Dios y ser Supremo.

Sabemos que a través de la historia se ha vaticinado, la venida de la era de oro de la humanidad, que es el reemplazo del hombre con características instintivas a un hombre con cualidades intuitivas, el mismo que al ver a su interior, encuentra las respuestas adecuadas, reconoce su don divino y su naturaleza real como hijos e hijas de Dios, creados a su imagen. Posteriormente explicaremos más detalladamente en la era de acuario, acerca de que la humanidad a través de la historia está expuesta a ciertos ciclos que aproximadamente aparecen cada 25,920 años y ciertos seres humanos son afectados de tal forma que tienden a despertar a la luz divina, de una oscuridad profunda que los estaba consumiendo por siempre. Es un despertar de un estado de conciencia catastrófica, hacia un porvenir radiante lleno de amor y felicidad.

Esta es la era de oro de la humanidad y en ella están inscritas todos tus éxitos, fracasos, experiencias, vibraciones, conocimientos y sabiduría almacenadas en tu ser de luz, recogidos en los muchos viajes llevados a cabo a este planeta tierra, unido al gran plan divino de Dios.

Extraído del Libro «Conciencia Espiritual»

Categorías
Iluminación

Conviértete en Revolucionario del Espíritu

higo

Conviértete en Revolucionario del Espíritu

Queridos Amigos en el Sendero de la Luz:

 Nuestro amado Jesús dio un hermoso dictado, el mismo que está registrado el Volumen 28, Número 23 de las Perlas de la Sabiduría; en la que clarifica muchos conceptos que nos asistirán a nosotros en el entendimiento de nuestra Unidad con Él y nuestro Padre celestial. Para vuestra meditación y preparación en el sendero espiritual, aquí tenemos las palabras de nuestro amado Señor:

¡Oh amados corazones, muchas cosas que son preciosas y delicadas en la vida, son fácilmente perdidas! Por lo tanto, la dureza del mundo se ha convertido en el terreno de los ángeles caídos, quienes por su rigidez cogerían de ti la flor delicada de la esperanza, fe y caridad – de la dulzura y la gracia. Debemos aliviarnos las cargas pesadas unos a otros. Recordemos la visión del corazón interno del hombre. Debemos saber que el alma con quien nos reunimos, tiene un Pastor y nosotros podemos identificarnos con ese Pastor; así como podemos identificarnos con el Cristo en nosotros mismos.

Yo digo “Nosotros,” porque Yo Soy realmente una parte muy viviente de esta comunidad y de todos los santos en la tierra. Porque yo debo suplir por amor, por la intimación del alma, por el Espíritu Santo en infusión de la iluminación de Dios que no viene a través de canales normales de comunicación como en la religión. Tengo que omitir la tradición de convencer, por la seducción de mi corazón, cada una y cada alma a quien amo; porque ellos tienen el derecho de estar completamente vestidos con el manto de mi auto-maestría, completamente evidente como herederos [aparentemente herederos] del trono de la gracia de su propia Cristiandad individual.

Yo he venido con un mensaje los mismos que los ángeles caídos han declarado de ser blasfemia, los cuales ellos han declarado como blasfemia desde el principio. Yo predico en las intimaciones del corazón de cada una y todas las almas de Dios. Yo vengo con un mensaje del Cristo viviente dentro de ti. Sin embargo, los predicadores externos, con estridentes voces y sutiles criticismos; convencen a ellos que eso es un robo para que no puedan estar a la altura de mi Luz y Poder y ser igual a Dios como yo lo hice.

Amados míos, por lo tanto, yo estoy muy agradecido de ser el portavoz por el cual puedo ofrecerte la vibración de mi amor y mi determinación. Porque allí están todavía los prestamistas que deben ser arrojados de los templos del mundo. Todavía hay higueras estériles que deben ser maldecidas [juzgadas] y deben perecer; porque ellas no podrán traer el fruto del Espíritu.

Tú tienes todo el derecho de comer del árbol de higo cada hora y día porque adoras a Dios. Cada domingo así como vas a la iglesia, tú tienes el derecho de comer de este árbol. ¡Y por lo tanto, si los pastores son los infructíferos árboles de higo, déjenlos ser juzgados en esta hora, por el Cristo Universal dentro de ellos! Porque la ley por sí misma actúa y Yo, Jesús, implemento esta ley. Y sin embargo, en caso de retirame del universo, yo les digo, la ley todavía estará en vigencia.

Por lo tanto, el beneficio de los Maestros Ascendidos con ustedes, es que vosotros mismos están encarnando en ese Cristo, que es el Verbo encarnado – la Palabra que ha sido reclamada y hecha propia – para que pueda venir la aceleración de los ciclos del Dios Todopoderoso a la tierra. Entonces entiendan: en medio de las pruebas de las dimensiones de mi propia Deidad, yo me he encontrado precisamente con lo que tú posteriormente debes encontrarte.

Amados míos, las condiciones están presentes hoy. Sin embargo, el reto de esos quienes tienen autoridad parece inexistente, ingrato y un inútil gasto en el compromiso del tiempo y la energía. ¿Por qué no dejarlo todo y volver a lo relacionado con vuestros negocios o educación, por lo que puede una voz hacer? Amados míos, ustedes parecen olvidarse que la tierra no fue tan densamente populosa como podrías pensar allá en los días de más de dos mil años atrás. Y la tiranía fue entronizada, la gente fue esclavizada y la injusticia predominaba por sobre toda la tierra.

Ahora, tú puedes decir, ¿Qué es lo que yo he logrado conseguir – una voz? Muy bien, yo no fui una sola voz. Yo fui la voz de la Palabra viviente. Yo fui la voz de Dios hablando. Y ese poder y esa voz se han hecho eco desde entonces, en el tiempo y el espacio en el pasado lejano y hacia el futuro del momento actual.

Tú también eres el instrumento de la Palabra. Y cuando la Palabra es hablada y la Verdad es declarada, impresiona así misma sobre tu alma y unifica con esa Palabra a todos los hijos de la Luz. Esta es escuchada, es conocida, hay una auto-corrección en el tejido mismo de la sociedad, la cual cuando la Palabra no incide, logra forzar el alineamiento de átomos y moléculas. ¡Las tendencias de la sociedad cambian, se remodelan y se alinean con la fuerza divina de la Palabra Universal descendente!

Por lo tanto, nada es en vano y el reto de la injusticia sigue adelante, en todos los lugares donde la vibración de la Palabra es manifestada en la tierra, donde hay el juzgamiento de ese punto de injusticia.