Categorías
Iluminación

Cada vez que pensamos en el ser querido que ha hecho su transición al plano espiritual.

senales-seres-queridos-fallecidos-comunicarse-nosotros

Cada vez que pensamos en el ser querido que ha hecho su transición al plano espiritual, en ese mismo instante está en conexión con él o ella, mediante  su cuerpo mental que es indestructible, con solo el hecho de fijar nuestros deseos conscientemente. Si solo conociéramos estas verdades, eliminaríamos tantas energías de pesar que gastamos vanamente, puesto que son ilusorias. Comúnmente se debe al concepto errado de la mente carnal, que identifica al cuerpo como si fuera el individuo y no queriendo reconocer al cuerpo como una vestimenta temporal usada en el plano físico para experimentar condiciones y experiencias físicas. Cuando se ama a un ser querido, uno debe extinguir y disipar esos sentimientos de dolor y desesperación, porque estos atan al ser querido, en su expresión de armonía y felicidad propios del plano en que está viviendo, nosotros en cierto modo estamos deteniendo el avance espiritual que ese ser querido a escogido, para remontarse a una nueva oportunidad, en caso que escogiera nuevamente reencarnarse. El amor debe reflejar amor en todo momento y aspectos, porque este es sinónimo de armonía, alegría, paz y felicidad.

Categorías
Iluminación

El ser que ha dejado de existir físicamente, tiene que estar en un sitio mejor.

FTMN_phixr

Cuando el cuerpo decadente, no puede demostrar y experimentar la belleza innata de la naturaleza, esta por si mismo crea un vacuum, dando paso a una nueva creación, pues la naturaleza es sabia, siempre está creando oportunidades de expansión, belleza y armonía, moviéndose siempre adelante o arriba, nunca retrocede. Ese ser que ha dejado de existir físicamente, tiene que estar en un sitio mejor. La existencia de este ser real, no puede escaparse fuera de todo lo creado, tiene que estar en alguna parte, no puede salir fuera de la creación, no puede desaparecer, extinguirse o esfumarse, no puede salir de estas cuatro paredes que conocemos como universo. Nuestra divinidad, hace despertar esa conciencia divina conocida como la divina presencia, Jesús solía llamarla a esta como “la túnica sin costura” [Juan 19:23]. Todo lo que se ve es temporario, todo lo que no se ve es eterno. En realidad, no podemos comprender que tampoco existe separación, puesto que solo es una interrupción temporaria y esa sensación de pérdida, es una de las jugarretas de nuestro ego humano, puesto que no comprende que uno es la conciencia divina.

Categorías
Iluminación

El cuerpo obedece a esta ley de perfección

Anciano-estirando-700x455

El cuerpo obedece a esta ley de perfección. Es inmune a ciertas manifestaciones inherentes a su belleza y en todo instante obedecen al modo de pensar del individuo. El hombre en ciertas edades, ni es consciente de flaquezas, el cuerpo obedece a una superioridad e invencibilidad innata, producto del modo sano de pensar. A medida que va pasando el tiempo, con la edad, el amor así mismo va decayendo hasta el extremo que el individuo, carece de seguridad en sí mismo y su modo de pensar se modifica y cambia, el cuerpo antes bello y hermoso, ahora es decadente y no refleja la ley del amor o de la vida, conduciéndolo hacia la muerte. La ley del amor es eterna, es dar mucho sin esperar en recibir, como lo es Dios. El hombre tiene que aprender a amar, puesto que es la única solución de desprenderse del ciclo de la reencarnación y por ende la liberación física, a una más real que es eterna y espiritual.

Categorías
Iluminación

Que nuestros pensamientos sean dirigidos constructivamente.

yoga-on-the-beach1

Se tiene que ser consciente de estas enseñanzas y continuamente tenemos que estar a la expectativa de que nuestros pensamientos sean dirigidos constructivamente, ya que sin notarlo, podemos estar usándolo indebidamente, por la intervención del ego humano que nos hace vacilar en nuestro discernimiento, actuando con altanería en ciertas ocasiones, debido a veces a la preparación intelectual del individuo. Muchas veces cuando dudamos de la verdad, enseñanzas y conocimientos, es como si cerráramos las puertas bloqueando todas las bendiciones y augurios que nos pertenece. Los estudiantes cuando recién comienzan a estudiar estas enseñanzas, tienen la propensión de dudar de estos, puesto que no están acostumbrados a recibir dicha información, la mente humana ha sido objeto de recibir información errada por mucho tiempo y es lógico que no esté a veces preparada para recibir diferentes conocimientos a los que están acostumbrados.