Categorías
Iluminación

Recogimiento de la energía de luz

recogimiento de energias

Recogimiento de la energía de luz

Decía, que al absorber dicho calor y energía de luz, va a través de los siete chakras principales, este se hace de abajo hacia arriba, empezando por el chakra de la Base de la columna, luego el chakra de la Sede del Alma (situada a la altura de la pelvis) después pasa por el chakra del Plexo Solar (a la altura del ombligo) enseguida al centro del chakra del Corazón, posteriormente al centro del chakra de la Garganta, luego por el chakra del Tercer Ojo (ubicado en el centro de la frente, hacia arriba y en el centro de las dos cejas) y finalmente en el chakra de la Coronilla (en el centro mismo de la cabeza). Cabe notar, que aunque nosotros estamos tocando puntos al frente del cuerpo, estos siete puntos o chakras están ubicados en la columna vertebral. Cuando el recogimiento de energía de vida o fuego sagrado es total, el cuerpo físico y el alma se desligan o desenlazan con un profundo suspiro y susurro, que es lo último que la persona hace cuando esta alma va a reencontrarse con el Padre en su verdadera casa, que no es en el plano físico sino en el celestial. Después que la persona hace su transición, ve como su cuerpo etérico se eleva paulatinamente, luego observa y escucha todo lo que ocurre alrededor del cuerpo físico, este está consciente en cada instante después del desenlace físico al espiritual, observa los esfuerzos inútiles de los doctores o paramédicos para resucitarlos.

Llantos, comentarios e inclusive malas expresiones o comentarios por personas con las que no se tuvo buenas relaciones en la vida, expresiones de alivio y amor en los seres queridos e inclusive esto sucede con las personas que están en coma que pueden ver y escuchar todo lo sucedido a su alrededor puesto que es el alma quien está encargado de hacerlo. Después de una experiencia de incertidumbre y traumatismo, el alma del ser que ha hecho su transición, encuentra que esta experiencia fue mucho más agradable que lo que esperaba, hasta el extremo que a veces no comprende que está muerto, alrededor se encuentran seres divinos para ayudarle y orientarlo en su nuevo estado de vida. Una vez, que esta alma ha sido encaminada de la mano por los seres divinos, luego de pasar por un túnel largo y oscuro, al final de este existe el plano celestial, donde es recibido con alegría y regocijo por seres queridos, familiares, mascotas favoritas que tuvo en vida y seres divinos que le dan la bienvenida en medio de un resplandor de luz maravillosa.

Extraído del libro «Conciencia Espiritual»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *