Categorías
Iluminación

El ser se olvida las lecciones aprendidas

el ser se olvida

El ser se olvida las lecciones aprendidas

Muchas de estas almas al venir, se olvidan de las lecciones aprendidas en los retiros de los Maestros Ascendidos, por eso decía que en el plano etérico todo es fácil y obtenible, caso contrario en el plano físico, uno fácilmente puede desviarse del plan divino trazado que ellas mismas se encomendaron.  En el plano físico, hay muchas tentaciones, frivolidades, se confunde lo bueno con lo malo, lo aceptable con lo inaceptable. Por eso constantemente los Maestros en los retiros, les aconsejaban lo que era alcanzable y lo que no era, ellos son conscientes de nuestras debilidades y las posibilidades de desviarnos de nuestra misión, muchas de estas almas, ya con cuerpos físicos se olvidan y no saben cómo tener comunicación con el cuerpo inferior etérico, estos encuentran el camino y comunicación, casi al final de su vida o reencarnación.

Sabemos que la edad para revisar lo que logramos en vida relacionado con nuestro plan divino es en los sesentas (7 X 9 = 63, 12 X 5 = 60), el 7 y el 12 son números mágicos tanto en el plano físico como en el espiritual). La vida física de la persona, va cambiando muchos caracteres tanto físicos como espirituales en cada 7 o 12 años, en dichas etapas de la vida, el cuerpo y el alma evoluciona de diferente forma. El concejo kármico es el encargado de revisar el adelanto obtenido por todo ser viviente durante la edad de los sesentas, generalmente a esta edad pueden saber si el individuo tiene posibilidades de avanzar espiritualmente o no, es la edad del juzgamiento en vida.

Extraído del libro «Conciencia Espiritual»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *