Categorías
espiritualidad

Los ángeles caídos hicieron un juramento.

angel caido

Los ángeles caídos hicieron un juramento

¿Quién es el enemigo? En el libro de Revelaciones (Apocalipsis), el Arcángel San Miguel y sus legiones de ángeles arrojaron hacia la tierra, a Satanás, Lucifer y a sus huestes de ese entonces que pertenecían al cielo. A muchos de ellos se les exigió que se encarnaran en la tierra para transmutar el karma que habían creado con las huestes del Señor. Cuando fueron arrojados del cielo, los ángeles caídos hicieron un juramento en su orgullo que nunca dejarían tranquilos, a la vez destruirían a los niños de Dios, desde entonces no tenemos paz en la tierra en la misma que existe una constante guerra, solo tienes que ver y reconocer lo que está sucediendo a tu alrededor.

Tú verás ese cerebro tuyo convertirse en poder infinito, cuando te convenzas de tu unidad con todo. Eso que te pone a ti en armonía con todo el mundo, marcha y camina sobre el ser real, elimina toda superstición, esa superstición del cuerpo. Elimina todo el hipnotismo de tu cuerpo pequeñito, tú mismo te has hipnotizado dentro de ese cuerpo o cerebro. Elimina todo eso y marcha hacia la eternidad, la realidad, el verdadero ser. Elévate por encima, muy encima del cuerpo y conviértete en ese universo magnífico y maravilloso, porque realmente tú lo eres.

Cuando tú viniste al mundo de la forma, tu objetivo no solo era ascender, sino también tu alma debía descender, para así experimentar durante las diversas experiencias en este planeta, las cuales son complejas y creadas con la ayuda del libre albedrío. Al venir a éste universo, vienes como un representante de Dios manifestada como una diminuta chispita divina, un diminuto átomo o semilla que tiene las características imbuidas para la evolución humana, eres en realidad perfecta, contienes todos los conocimientos, sentimientos, verdades, eres en sí un patrón perfecto. Esa chispita divina de conciencia de Dios ha sido objeto de infinidad de experiencias en la cual mostró variedad de atributos pertenecientes a Dios, la misma que está armónicamente alineada con la voluntad divina. Otras veces hiciste uso de diferentes experiencias, enfocándote en el uso indeterminado de tus facultades mentales, para llevar a cabo tu plan de creación. Con el uso consciente, trajiste a la vez una sustancia y fuerza no manifestada de vida, la que en cierto modo en el futuro será creada una realidad en el plano material.

Las maravillosas virtudes de tu naturaleza consciente, hicieron de ti un enlace entre los reinos elevados de tu existencia, a la vez de la existencia de la humanidad, con el reino divino y así poder experimentar el amor sublime de Dios y su creación en su más pura expresión. Al experimentar los grandes atributos del creador, tu alma era acreedora a ciertos conocimientos y sabiduría, además de un acercamiento con su creador, todas las experiencias pasadas se iban almacenando en tu cuerpo inferior etérico, para así usarlo debidamente cuando sea necesario y por ende a su debido tiempo.

Extraído del libro «Concienica Espiritual»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *