Categorías
Iluminación

Siempre Debemos Superarnos

siempre debemos superarnos

Siempre Debemos Superarnos

Queridos Amigos en el Sendero de la Luz:

¡Bienvenidos en el nombre de Maitreya! Ya hemos logrado celebrar el “Wesak” (el 13 de Mayo), en el mismo que conmemoramos el nacimiento y la vida del Señor Gautama (Buda), nosotros saludamos nuevamente la gran manifestación de los Maestros Ascendidos – aquellos que han amaestrado el Sendero antes de nosotros y que ahora nosotros seguimos sus pasos, para conseguir nuestra propia maestría. Esta es una gran superación que nosotros debemos laborar día a día.

El Señor Maitreya nos dio una enseñanza, la misma que está registrada en el Volumen 27, Número 37 de las Perlas de la Sabiduría, acerca de sobrepasar los tremendos llamados de la mente carnal, para luego convertirnos como el “Padre que habla desde muy dentro de nosotros.” Aquí tenemos unos cuantos párrafos, para poder discernir un poco más acerca que es lo que tenemos que hacer para elevarnos un poquito más hacia ese pedestal que es la ascensión:

Mantente quieto y debes saber que Yo Soy tu Dios. Consérvate fijo y reconoce que el Yo Soy dentro de ti es Dios. Ejercita conmigo ahora, en un ejercicio espiritual. Imagina tu Presencia Yo Soy sobre ti en el espacio. Considera tu Presencia Yo Soy, contempla su rostro – el rostro de Dios, el rostro de la realidad divina, el rostro de tu fortaleza, el rostro de tu ser interior. Identifica, ahora bien, pero no con el cambio de conciencia física. Porque en este momento de iniciación, internamente es la Presencia de Dios. ¡Tú eres esa Presencia de Dios!

Así como dijo el Arcángel Miguel: “Tú dame tus dudas y yo te doy mi fe.” Entonces ahora, dile a tu Presencia: “Yo te doy mi imperfección, pero tú dame tu perfección.” Luego sentirás la cascada de ese poder, que descenderá alrededor tuyo y sabrás que ese momento lo recordarás por siempre. ¡Porque ese es el momento, donde de acuerdo a tu capacidad, tú saldrás fuera del sentido de tu conciencia física, fuera de la conciencia de ti mismo; fuera del capullo de la ignorancia, que se cimentó en la ignorancia alrededor tuyo y fuera de la limitación de la Luz ilimitada llena de perfección!

Cuando tú aprendas hacerlo una vez, tú entenderás que también puedes aprender a duplicarlo. Y cuando aprendas a hacerlo una y otra vez, tú encontrarás que eres capaz de amaestrar tu mundo y conocerás la fuerza de la libertad que posees dentro. Este poder de libertad que está dentro de ti como individuo, es la llave solitaria de tu Ser y que todos debemos disfrutar; que sepan todos y que todos deben sentirlo. Esta llave solitaria de tu Ser, te pertenece, es propio y tuyo. Es tu único esplendor, tu única gracia – la gracia de Dios que te pertenece a ti; porque se te fue concedido desde el principio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *