Categorías
Iluminación

El Hombre Vive Fascinado con el Encanto del Mundo

7-kuan-yin-slide

El Hombre Vive Fascinado con el Encanto del Mundo

Mientras el hombre carga con sus funciones mundanas; el alma dentro, deplora por la Verdad como un mendigo en la calle. Su súplica es ocasionalmente escuchada por la mente externa, que se apresura desesperadamente hacia adelante y hacia atrás, llenando los patrones de una existencia que todavía no ha sido definida. Y así el alma ha sido dejada languideciendo, hasta que algún día, el ruido de la vida, decida retirarse; el Ser, no debe dejarse más embelesar por el encanto del mundo y mirar alrededor para encontrar al vagabundo en la calle; pero en su lugar, ve a un anciano con un bastón señalando un callejón no antes visto.

Pausando por un momento para ver la curiosa figura, el Ser se torna y sigue la senda. No es diferente a cientos de callejones de la ciudad. ¿Por qué él me ha mandado aquí? De pronto, al final de la cima de una loma, él se da cuenta que hay una puerta, acelera sus pasos cuando se acerca al lugar. Pero reflexionando sobre su alejamiento de la Realidad, se da cuenta que el alma debe proseguir para recobrar la conciencia de Dios que antes conoció.

Debemos entender que el potencial viviente del alma – donde realmente se encuentre, debe reconocer y amplificar su poder para desempeñar algo divino – todo esto y mucho más se puede encontrar en las enseñanzas, esos santos y sages de todos los tiempos, quienes han pasado exitosamente todas las pruebas de la vida y cuyas almas han recobrado ese potencial viviente con el cual todo hombre y mujer, también han sido dotados.

Habiendo graduado de las aulas en la escuela de la experiencia en este mundo, estos espíritus diestros, se han reunido con la Imagen de la Realidad y ellos están juntos con nuestro hermano mayor de la raza, nuestro Señor Jesús, listo para asistir desde las exaltadas posiciones, a esos que todavía no han sido capaces de perforar el velo de la imagen sintética. A ellos, nosotros les debemos la iluminación de nuestras almas; mediante su sabiduría. A través de ellos, tú también puedes descubrir la Verdad, que está esperando detrás del velo; inclusive mientras estés resolviendo el dilema de la imagen sintética.

“En la aparente disputa entre el bien y el mal”, el Maestro Merú de los Andes, dijo: “Hay fuerzas negativas que procuran esconderse de los ojos del hombre, su imagen Real y glorificar su pseudoimagen. Ellos hacen esto con el fin de poder controlar a los hombres, desviando así sus motivos y ciñendo a los hombres con temor. Pero la clave para escapar es simple.”

“Tú debes comprender; primero, que esa imagen que aparece no es Real; segundo, que la imagen que aparentemente no aparece, pero que es real está constantemente escondida; y tercero, que esta Imagen que está escondida, es la imagen que Dios creó y cuando la vio por primera vez, exclamó que fue buena. La astuta fuerza de la serpiente que deambula el planeta – ya sea que ellos actúen sobre una fraudulenta teología, a través del psico-political de la deslealtad, o a través de la invasión de la mente del hombre; produciendo obsesiones – continuarán degradando a los individuos, amplificando sus errores actuales y ellos proseguirán; tratando de esconder la Imagen bella de Dios, en la misma imagen y semejanza que cada hombre fue creado.”

Las manipulaciones de estas fuerzas continuarán, solo hasta que el hombre se identifique con la conciencia sintética. Por lo tanto, para que el hombre se escape de este enemigo; el hombre tiene que conquistar al enemigo dentro de él. Este último es identificado como el hombre sintético, falso o imagen de sí mismo; lo interno, es la sociedad sintética que él ha creado basado en sus imaginaciones vanas, que él mismo se vio en la imagen sintética.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *